La controvertida doctrina Parot

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos  desde el 21 octubre de 2013  ha fallado definitivamente  sobre la aplicación irregular de la Doctrina Parot sobre más de una treinta de  miembros de la desaparecida ETA a quienes se les ha aplicado la misma.

Esa doctrina se basa en un dictamen del Supremo Español de febrero de 2006 por el que la ejecución de la totalidad de la condena comienza con las penas más graves y los beneficios se aplican individualmente para cada una de ellas, y no sobre el máximo legal de 30 años de permanencia en prisión. De este modo, una vez cumplida la pena más grave, se debe cumplir la siguiente, y así hasta el límite legal, lo que alarga la estancia en la cárcel.

El TEDH ha calificado esta aplicación de irregular  y por consiguiente los organismos competentes españoles  deben poner tras el estudio y analisis de cada caso en libertad  a quien resulte se haya aplicado incorrectamente dicha doctrina como es el CASO  de la Sra. Del Río.

A nuestro entender, el Gobierno Español debió  ser  tan radical como las decisiones adoptadas por Estrasburgo y actuar más rapido para el mantenimiento de dicha doctrina, no tan rapidos para acatarla, dado que la inaplicación está suponiendo la puesta en libertad de 54 terroristas de ETA, siete del GRAPO, uno del GAL y 14 presos comunes, uno de ellos condenado por 74 violaciones.

 

Menuda herencia de Zapatero y Rajoy